Inicio»Editorial»El día que fuimos la radio. Lo que allí pasó

El día que fuimos la radio. Lo que allí pasó

0
Compartidos
Pinterest Google+

En plena Feria del Libro de Madrid, conocemos Librerantes, una distribuidora que plantea un modelo diferente al habitual en su relación con editoriales y libreros. Está con nosotros su socia fundadora, Raquel Blanco.

La conversación duró unos 20 minutos. Comenzaba así el programa este miércoles pasado

No todos los libros tienen sentido en todas las librerías

Así nos presentaba Enrique Jacinto. Pudimos hablar largo y tendido sobre esto que hacemos «tan raro», decía un distribuidor de los de toda la vida de Madrid, nos contaban el otro día, que hacemos. La entrevista no está mal, casi me gusta, solo se me escapó un «He perdido el hilo de lo que estaba contando». Se trata de llevar gente a las librerías, que es lo que a nosotras nos gusta. Tal cual. Pudimos hablar de unas cuantas, nombrarlas, al menos. Nos dejamos sin citar la mayoría; qué difícil esto de salir en los medios.

Me da un poco de pena que nos hayan visto más en la tele que escuchado en la radio. Porque aquí tuvimos más tiempo, y, como no había cámaras, y el periodista preguntaba con tanto interés, era como estar tomándote un café con alguien a quien acabas de conocer y te pregunta que qué haces, a qué te dedicas, cómo es que te gusta tanto, ¿y no tienes novio? Pues no. Qué voy a tener yo novio, quién me va a querer a mí.

Vamos a dejar tal cual entonces el audio como editorial. Y lo del novio. Nunca se sabe. La Feria del libro de Madrid no nos deja tiempo para mucho más. Esperamos que os guste.

 

1 Comentario

  1. Heide
    10 junio, 2018 de 12:32 — Responder

    ¿Y novia? Yo ya no estoy para muchos trotes, la verdad y además, las que estamos en este “negocio” bien sabemos que eso de los libros es el amor más absorbente, exigente e inexorable de cuantos haya. Pero alma gemela, sí, porque tantas de las cosas que dices, Raquel (y yo sí que escuché el podcast de cabo a rabo) son verdades como templos. Aunque no estoy segura si el modelo que propones (el único lógico en contraposición a los monstruos), a la larga, tendrá posibilidades de sobrevivir. Te lo deseo, de todo corazón.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.