Inicio»Puentes»Avances»Notas de prensa»Libros que llegan estos días a las librerías

Libros que llegan estos días a las librerías

0
Compartidos
Pinterest Google+

«El que no es feliz es porque no quiere»

Estos días, rumbo a librerías, todos estos títulos. Viajes, música, poesía, actualidad, ¡fútbol!, periodismo.. ¿Quién da más? Corran, corran a su librería, agótennos.

Perdidos en Camboya,  de Amit Gilboa

Una representación fascinante, inquietante, dura y a veces hilarante de la ciudad y la colección de extraños expatriados que la han convertido en su hogar.

9788494335389-Perdidos-en-CamboyaPhnom Penh es una ciudad de belleza y degradación, tranquilidad y violencia, tradición y transformación. Una ciudad de templos y burdeles, música y disparos, festivales y golpes. Pero para muchos es tan sólo una celebración anárquica de la locura y el vicio. Ya sea por los burdeles de 2 dólares en chabolas, las pizzerías de marihuana, las exhibiciones de fuegos artificiales con AK-47 o por la intrincada brutalidad de la política camboyana, Phnom Penh nunca deja de sorprender.

En medio de este caos habita un grupo notable de residentes extranjeros. Algunos son aventureros cuya pasión por la vida está libre de ataduras en esta casa de locos. Otros son balas perdidas que holgazanean en un entorno decadente y underground.

Perdidos en Camboya nos ofrece una representación fascinante, inquietante, dura y a veces hilarante de la ciudad y la colección de extraños expatriados que la han convertido en su hogar.

Una inigualable descripción de primera mano que nos lleva directamente al corazón oscuro de la trágica historia de Camboya, su violenta política y desenfrenada corrupción, a sus armas, sus chicas, su marihuana y todo lo demás.

Retrovisores, de Guille Galván

Las canciones son artefactos en donde música y letra se unen de forma indisociable, generando salvoconductos emocionales perfectos

9788494408618-RetrovisoresLos versos de Guille Galván, como las letras de Vetusta Morla, son textos de ida y vuelta. El lector inquieto va y viene, se sumerge entre las palabras, las hace suyas, las deja escapar, las reinventa y entre tanto atrapa una metáfora, una imagen y la agarra fuerte para enlazar significados. Ahí está la magia del autor, en dar juego dejándose ver pero sin ser descubierto.

Retrovisores es un libro circular, en cada página está esa mirada a lo que se acerca desde atrás o a lo que dejas tras de ti. Un trayecto vital dividido en siete partes donde los poemas giran en torno a los temas que conforman el imaginario de toda una generación: las ciudades, las películas, las canciones, lugares donde esconderse, labios, o eso que hay fuera y no vemos, trazando un viaje reconocible.

A Guille Galván (Madrid, 1980) lo conocemos como escritor de canciones y guitarrista de Vetusta Morla, banda con la que ha viajado por Europa y América, recibiendo numerosos premios y reconocimientos. Además, colabora periódicamente con publicaciones como Líbero, Cabeza Borradora o Rolling Stone.

«Las canciones son artefactos en donde música y letra se unen de forma indisociable, generando salvoconductos emocionales perfectos».

Ya sabíamos que sus canciones mantenían una pugna con el lenguaje poético, ahora nos lo confirma desde el otro lado del ring. Ya nadie duda que poesía y música se abrazan cuando el combate está igualado.

Víctimas de la espera, de Fernando Menéndez

Con Víctimas de la espera, volveremos de la arbitrariedad de los sonajeros a la fidelidad de lo esférico. El hueco sabe. Siempre es un ir.

9788460819226 victimas-de-la-esperaLo primero que a uno le enseñan en el fútbol es a controlar y a pasar con el interior. La distancia del verso de un poema o de una canción. Dicen algunos que en el pase corto apenas hay trascendencia. Esa es la primera pérdida. En Víctimas de la espera, de Fernando Menéndez, cada partido es un encuentro.

Agosto de 2003. A la muy noble, muy leal, benemérita, invicta, heroica y buena ciudad le nacen un engendro, un nuevo club como alejamiento de lo vivido. La publicidad coloca tres siglas sobre un césped artificial. A veces las piernas ni hacen ni dejan hacer. Pero en la grada verdad de los azules arraiga la escritura. Fernando Menéndez convierte en pase largo una temporada de huecos: el camino inesperado de la supervivencia, la condición caleidoscópica de la derrota, la vocación musical de la encarnadura…

Hubo un tiempo de marcadores simultáneos. Con Víctimas de la espera, volveremos de la arbitrariedad de los sonajeros a la fidelidad de lo esférico. El hueco sabe. Siempre es un ir.

Fernando Menéndez es socio del Real Oviedo desde 1978. Ininterrumpidamente.

Además: Saliva, Siniestro Total, el último libro de Pedro Simón; estrenaremos una nueva editorial librerante, nuevo libro y nueva colección de Balduque, llegan más títulos de Palimpsesto… Ya os iremos contando, ya. Que el que  no es feliz es porque no quiere.

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.